viernes, 28 de febrero de 2014

Koftas de ternera

A pesar de que siempre estoy diciendo que me encanta la cocina árabe si me pongo a repasar el listado de recetas publicadas, me doy cuenta que la cocina árabe en este blog brilla por su ausencia, claro, que este blog tiene sólo 10 meses y tiene que crecer poco a poco, Roma no se hizo en un día.

koftas de ternera

Las koftas (también conocidas como keftas) son básicamente unas albóndigas de carne de ternera o cordero, muy típicas de la cocina del medio oriente, norte de África y países balcánicos. Yo aprendí a hacerlas con mis amigas Ghita y Sanaa, de las que ya os he hablado muchas veces, aunque ellas le daban forma de mini hamburguesa y no las enranchaban en palito de brocheta.

koftas de ternera 1

No hay una receta estándar de las koftas, todas van muy especiadas pero hay multitud de versiones de ellas, parece ser que en Turquía hay mas de 200 variedades. Os doy la receta que yo suelo usar, aunque como os imaginareis, podéis emplear las especias que más os gusten. Yo las serví con una buena ensalada y una salsa de yogurt que es muy típica para acompañar este plato.

Ingredientes para 2 personas

400 gramos de carne de ternera picada
1/2 cebolla
2 dientes de ajo
1 c/c cúrcuma
1/2 c/c pimentón dulce
Una pizca pimentón picante
1 c/c cominos molidos
Pimienta negra molida
Sal
Zumo 1/2 limón
1 c/s aceite oliva
Una pizca de canela molida
Y también
Palos de brocheta

Meterse en faena.

Pelamos los dos dientes de ajo y lo ponemos en el vaso de la picadora junto a la media cebolla pelada, picamos muy bien, hasta dejar casi un puré. Si no tenéis picadora podéis rallarlo con el rallador. Lo ponemos en un bol junto a la carne picada y todos los demás ingredientes. Movemos muy bien para integrar bien toda la masa, tapamos con papel film y llevamos al frigorífico mínimo 30 minutos, para que la carne coja bien el sabor de todas las especias.

Pasado ese tiempo sacamos del frigorífico, cogemos pequeñas porciones de la masa y formamos albóndigas alargadas y enranchamos en palos de brocheta. Yo puse dos albóndigas por brocheta, otra de las formas más característica de presentarlas es formar una especie de salchicha que ocupe casi todo el palo de brocheta. Una vez tengamos todas las koftas preparadas, tapamos con papel film y llevamos nuevamente al frigorífico por espacio mínimo de una hora. Esto es para que cojan consistencia, si no podrían romperse en la sartén.

Pasado ese tiempo ponemos unas gotas de aceite en una sartén o plancha y cuando esté bien caliente ponemos las koftas, no hay que moverlas mucho si no se podrían salir del palo, hay que intentar manipularlas poco.

Y ya está, esta receta no tiene más. A mi me entusiasman las koftas, a mi chico menos que a mi, por eso las hago menos veces de las que me gustaría, con una ensalada fresquita y una buena salsa de yogurt son una verdadera delicia. Espero que os gusten.

13 comentarios:

  1. umm que ricas Chusa, me entra el hambre solo con mirarlas, me recuerdan a las albóndigas que suelo hacer albondicas sin salsa. Lo que me ha llamado la atención es que las haces sin añadirle a la carne un huevo en crudo para que no se desparame todo y aun asi te salen bien:)
    besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola cielo, he visto versiones de koftas con pan rallado pero supongo que es una adaptación a la receta para evitar que se rompan. Simplemente enfriandolas bien no tienen que romperse y llevando cuidado al manipularlas. Creo que al ir sin salsa con pan rallado podrían salir un poco duras y las koftas deberían ser muy jugositas. Un besazo!

      Eliminar
  2. Hola Chusa!!!! No las he probado nunca, pero realmente tienen una pinta riquísima, así que me apunto la receta y las probaré pronto!!!
    Que disfrutes de un estupendo fin de semana!!!!
    Un besazo guapísima ;D

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola Nines!, te animo a probarlas, son muy fáciles de hacer, no requiere demasiado tiempo y son sanas, ya que es carne y especias, sin cosas raras. A mi me gustan muchísimo y puedes adaptarlas perfectamente a tus sabores favoritos. Un beso muy grande y feliz fin de semana!!!

      Eliminar
  3. Chusa como me has dejado¡¡¡ Me encanta este tipo de cocina, y sobre todo ese punto picante y especiado. Probaré a hacerlas aunque creo que dejaré la carne más tiempo en adobo, por lo menos toda una noche en la nevera. Me da muchísimas ideas esta receta, incluso acompañarlas de arroz salvaje o pasta y alguna salsita neutra... Besos¡¡¡

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Bego!, el tiempo de estar en adobo es mínimo 30 minutos, que es lo que especifico en la receta, si deseas darle más tiempo, más sabor a especies cogerán las koftas, tal vez deberías poner algo menos de especias. Yo cuando hago albóndigas en salsa también las dejo toda la noche macerando. Estan muy ricas con cous-cous o con unos rotí de patatas. A mi me encanta este plato y cambiando las especies parece una receta distinta. me alegro mucho que te haya gustado, estoy deseando ver tu versión. Besos!!!

      Eliminar
    2. No conocía las koftas pero tengo que reconocer que este tipo de comida tan especiado, me vuelve loca! Así que me llevo un pincho de estos para la cena y la receta para hacerla pronto! Feliz finde y gracias por tu apoyo, se agradece de corazón!

      Eliminar
    3. ¡Hola preciosa!, me alegro mucho que hayas resuelto los problemas con el blog, ya es mala suerte que haya pasado dos veces en tan poco tiempo. Con respecto a las koptas, ya te dije que también en casa había tocado comida muy especiada, estoy segura que te encantaran, son muy ricas y fáciles de hacer. Un besazo guapísima y feliz finde!

      Eliminar
  4. como agua para chocolate-myriam.blogspot.com28 de febrero de 2014, 20:20

    Hola Chusa, a mí me pasa igual la comida árabe me gusta pero no tengo nada publicado ainsssssssss es que no se puede con todo. un besote grandee.
    ahhh la foto de la portada del blog me encanta, creo que ya te lo dije cuando ví la receta sino recuerdo mal, si no es así pues te lo digo ahora jijij.

    ResponderEliminar
  5. hola Chusaaaa !!!
    que ricas estas koftas...las he visto en alguna ocasión y como
    bien dices presentadas a lo largo en la brocheta
    tienen que estar riquisimas, yo tengo una receta muy parecida
    a falta de colgar...el toque de las especias me encanta
    un sabor particular muy agradable al paladar...
    este tipo de cocina me encanta
    ya he visto que has vuelto a cambiar la cabecera del blog
    y nos has puesto tu delicioso postre de café decorado con el encajito
    así me recuerdas que tengo que hacerlo...que por cierto me encantó como te quedó
    un besazo grandisimo guapisima
    que pases un feliz fin de semana !!!

    ResponderEliminar
  6. Una deliciosa receta, me gusta mucho esta cocina....
    Saludos!!

    ResponderEliminar
  7. Hola, te he conocido a través del blog de http://pequenasdeliciasdemaria.blogspot.com.es/, por aqui me tienes como seguidora :)

    ResponderEliminar
  8. Hola Chusa, yo suelo hacerlas en forma de salchicha y los llamo kebac caseros, le suelo poner las mismas especias menos la cúrcuma y a mi hijo le encantan.No sabía cual era su nombre realmente, ví la receta en una revista con ese nombre.
    Besos maricacharros.

    ResponderEliminar

¡Gracias por tu comentario!

Blogging tips